Anuncio

Seleccionar página

Cultivo de pistachos en Estados Unidos y las ventajas del uso de acolchados para su producción

Cultivo de pistachos en Estados Unidos y las ventajas del uso de acolchados para su producción

En el mundo existe una gran variedad de especies de frutos secos que cada vez se hacen más populares gracias a sus sabores, colores, aromas y texturas, así como sus propiedades nutritivas y versatilidad de usos gastronómicos y botánicos. Entre estos, encontramos el cultivo de pistachos, uno de los frutos secos que atrapa la atención de los agricultores, sobre todo en Estados Unidos, donde su producción se ha ido incrementando de manera considerable desde su arribo aproximadamente para finales del siglo XIX.

Cómo llegó el Pistacho a Estados Unidos

La llegada de los pistachos a tierras estadounidenses no fue algo fortuito y luego de que se trajeran desde Persia, actual Irán, se comenzaron a realizar varios estudios y se dedicaron décadas al ensayo y aplicación de pruebas enfocadas a lograr que la planta prosperara con éxito en suelo norteamericano.

En sus inicios resultó ser todo un reto debido a que la mayoría de las variedades probadas no lograron adaptarse bien, en este caso, a las condiciones climáticas y al suelo californiano, a pesar de poseer grandes atributos como un alto grado de fertilidad y un clima entre seco y cálido con unos inviernos no tan fríos.

Afortunadamente, los años de esfuerzo y experimentación dieron como resultado que el cultivo de pistachos se estableciera y las semillas se plantaran a mayor escala y sin muchos inconvenientes en California, logrando convertirse en la actualidad en la principal región productora de estos frutos secos de la nación norteamericana.

 

Campo de pistachos y almendras en California, Estados Unidos. Pistachos en un huerto comercial rural Foto de Photosounds - Shutterstock

Campo de pistachos y almendras en California, Estados Unidos. Pistachos en un huerto comercial rural Foto de Photosounds – Shutterstock

Producción de pistachos en Estados Unidos

La producción de pistachos en Estados Unidos ha ido aumentando de manera considerable, muestra de ello se puede apreciar al detallar los datos de la primera cosecha comercial obtenida en California con unas cifras de crecimiento más actuales.

Según el sitio web del Departamento de Alimentos y Agricultura de California, para el año 1976 se logró un total de 1,5 millones de libras de pistachos en la primera cosecha, mientras que para el año siguiente el cultivo de pistachos adquirió un carácter más formal y establecido, logrando alcanzar los 1.700 acres. Para el año 2012 la cifra había aumentado exponencialmente hasta lograr unos 178.000 acres y con el transcurrir de los años el crecimiento de la superficie de siembra continúa aumentando.

En la actualidad casi la totalidad de los pistachos que se consiguen a lo largo y ancho de Estados Unidos se producen en el estado de California, mientras que a nivel mundial el país produce, con 130.000 hectáreas, un aproximado de 280.000 toneladas de pistachos anuales, logrando posicionarse en el primer lugar, mientras que Irán, con 250.000 hectáreas, es responsable de la producción de 200.000 toneladas anuales, quedando en el segundo lugar.

Para el año 2018, según las estadísticas de producción agrícola de California, el cultivo de pistachos arrojó una ganancia en la zona de $2.62 mil millones.

Cómo cultivar el pistacho

Uno de los aspectos claves para alcanzar el éxito en el cultivo de pistachos es lograr que el proceso de producción se desarrolle de una manera óptima mejorando las condiciones del entorno, de esta manera se obtienen productos de calidad y se aumenta la cantidad de frutos secos cosechados en cada temporada.

Los pistachos suelen ser bastante resistentes cuando las condiciones ambientales son idóneas y se manejan bien en zonas donde las temperaturas pueden llegar a los 14 °F en la temporada invernal o hasta los 118 °F con la llegada del verano.

Son cultivos que necesitan la entrada de mucha luz solar y un terreno bien drenado que evite que las raíces del árbol se pudran al haber demasiada humedad, sobre todo en invierno, por lo que los veranos largos y con altas temperaturas son ideales para que el fruto madure adecuadamente. Es usual que los árboles de pistacho produzcan frutos de calidad con altos rendimientos en terrenos donde el pH se mantenga en un rango de 7.0 a 7.8 de alcalinidad.

Ventajas de los plásticos de acolchado para el cultivo de pistachos

Si bien los árboles de pistacho se desarrollan perfectamente en condiciones de sequía, la humedad debe mantenerse en los niveles adecuados cuando se requiera. Para esto, los agricultores deben valerse de algunas herramientas para garantizar que todo marche sobre ruedas, por lo que el uso de plásticos de acolchado se ha convertido en una de las opciones más viables para retener el agua y mejorar la producción en el cultivo de pistachos.

Además, los productores agrícolas han encontrado un gran aliado en los plásticos de acolchado con cualidades reflectantes, ya que son muy útiles para aprovechar al máximo la luz solar. Entre sus beneficios están:

  • Beneficiar el área de la copa de los árboles
  • Mejorar la coloración de los frutos
  • Aumentar el rendimiento del cultivo al colocarlo entre las filas de los arbustos

Los acolchados con cualidades reflectantes suelen estar elaborados de polietileno de plata o aluminio que ayudan a reflejar el espectro de luz solar sobre las hojas de las plantas y son fundamentales para terrenos donde existen condiciones de sombra parcial. Además, contribuyen a elevar los niveles de temperatura del aire y mejorar el proceso de fotosíntesis en el cultivo de pistachos, lo que se traduce en un crecimiento superior y un mayor rendimiento de los árboles de pistacho.

Este tipo de acolchados por lo general no aumenta la temperatura en horas de la noche o durante los días extremadamente fríos, motivo por el cual el control de la temperatura resulta mucho más sencillo. Sin embargo, siempre es crucial que los agricultores estén atentos, ya que cada región y cada terreno tiene condiciones climáticas puntuales que requerirán cuidados específicos.

Diversos estudios han demostrado que con el uso de plásticos de acolchado reflectantes se han logrado pistachos de mayor tamaño, en comparación con los cultivados sin emplearlos. Gracias a sus propiedades estos acolchados permiten retardar las malezas, conservar la humedad del suelo y mantener a raya algunas plagas que pueden llegar a transmitir enfermedades al cultivo de pistachos.

Es probable que con el paso del tiempo los acolchados reflectantes vayan perdiendo efectividad, ya sea por el desgaste ocasionado por el sol y demás factores ambientales o por el crecimiento de los árboles que llegan a cubrir más de la superficie visible, sin embargo, las ventajas suelen ser mayores y lo que se requiere es ser muy cuidadosos y estar atentos a lo que se vaya presentando para, de ser necesario, reemplazarlos por unos nuevos.

También te recomendamos otros posts de interés: los diferentes tipos de acolchados y sus distintas ventajas en los cultivos y cómo controlar la maleza en tus cultivos.

Si necesitas cualquier asesoría con la selección de plásticos agrícolas para tus cultivos, no dudes en contactar a nuestro equipo especializado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.

SEARCH

UPCOMING EVENTS

¡No hay eventos!

subscribe

LAST PODCAST

more podcasts

LAST WEBINAR