Plásticos circulares

Reutilizar y reciclar los plásticos agrícolas para reducir el impacto ambiental

Desde hace algunas décadas la agricultura ha incluido dentro de sus prácticas la utilización de diversos tipos de plásticos que no solo ayudan a mejorar la calidad de sus cultivos, acortar las temporadas y aumentar la producción de frutas, vegetales y flores, sino que también facilita la siembra en áreas no tradicionales. Sin embargo, más allá de representar un factor positivo, los productores agrícolas muchas veces se encuentran en la disyuntiva de no saber qué hacer con estos plásticos una vez que han cumplido su vida útil.

La posterior disposición de estos materiales suele ser un dolor de cabeza, sobre todo para los especialistas del área ambiental, ya que existe una gran cantidad de agricultores que, quizás por desconocimiento, incurren en ciertas prácticas nada recomendables como, por ejemplo, incinerar estos materiales o enterrarlos en algún terreno de su granja representando así un riesgo para la salud al comprometer no solo la calidad de las fuentes de agua, del aire y del suelo, sino también de sus productos.

Alternativas para reciclar plásticos agrícolas

En vista de esto, es propicio mencionar algunas de las alternativas que se están implementando para reciclar plásticos agrícolas, como parte de una solución que permita hacer un uso más responsable de estos desechos, al tiempo que se reduce el impacto ambiental.

Tal vez cuando se habla de reciclar plásticos agrícolas se piensa que es la alternativa obvia para solucionar el problema de los desechos, sin embargo, muchos agricultores que han sido consultados coinciden en que una de las barreras que les impide hacerlo es la falta de acceso a algún programa que se encargue de recolectar los materiales para su posterior reciclaje, por eso tratan de hacer lo que pueden con las herramientas que tienen a la mano.

Según información reseñada en el trabajo de investigación del Mountain View County, el uso de materiales plásticos en la agricultura ha estado aumentando de manera considerable al igual que los desechos resultantes de esta práctica, motivo por el que la Junta de Servicios Agrícolas del Condado de Mountain View (MVC), en Canadá, luego de discutir este tema en 2005, y presentarlo un año después en la Conferencia de la Junta Provincial del Servicio Agrícola, comenzó a desarrollar un trabajo de base junto a la Comisión Regional de Gestión de Residuos de Mountain View (MVRWMC), con el fin de tratar todo el tema de los residuos de plásticos agrícolas para saber qué hacer con ellos y cómo intentar promover un programa diseñado especialmente para reciclar plásticos agrícolas.

Quemando desechos en el granero del campo de Munston cc-by-sa/2.0 - © Nigel Mykura - geograph.org.uk/p/5290933

Quemando desechos en el granero del campo de Munston cc-by-sa/2.0 – © Nigel Mykura – geograph.org.uk/p/5290933

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

¿Es necesario implementar un programa de reciclaje agrícola?

Hay quienes en la actualidad consideran que es algo de lo que se puede prescindir, sin embargo, es de suma importancia poder contar con estrategias que permitan mejorar la calidad de la agricultura que se practica a nivel mundial.

De la mano de estas estrategias están las campañas de concientización que se pueden abordar para dar a conocer lo dañino que es incinerar plásticos, ya que esto libera toxinas perjudiciales para el ser humano y el ambiente, además de ser ilegal en muchos países como, por ejemplo, en Canadá, específicamente en Alberta donde existe un Reglamento de Liberación de Sustancias de la Ley de Protección y Mejoramiento Ambiental.

Beneficios del reciclaje de plásticos agrícolas

Un programa de reciclaje agrícola permite disminuir la dependencia de los vertederos en la granja, que se quemen barriles y se minimice la cantidad de residuos de productos plásticos agrícolas que ingresan en los sistemas de vertederos. Además, al reciclar plásticos agrícolas, los productores pueden ahorrar mucho capital pues estarían evitando las tarifas propias de la estación de transferencia. Cada vez son más los que apoyan este tipo de programas que beneficia a productores, residentes y a la industria agrícola en general.

Uno de los factores claves para fomentar la práctica del reciclaje de plásticos agrícolas es incentivando a los agricultores. Hay algunos programas como el Farm Plastic Round-up, administrado por el Condado de Mountain View (MVC), que desde el año 2007 se encarga de motivar a los residentes de la zona, sean productores agrícolas o no, así como a los dueños de clubes locales, a entregar un mínimo de 100 kg de plástico de desecho agrícola para reciclaje (envoltura de red, lonas, cordeles y ensilado), de esta manera las primeras 100 personas que lo logren recibirán a cambio una compensación de $100, según información del Mountain View County.

Plásticos agrícolas biodegradables

Existen otras alternativas al reciclaje como la utilización de plásticos biodegradables para el acolchado, una opción que podría resultar sostenible por ser menos invasiva, más ecológica y que ayuda a reducir de manera considerable la cantidad de desechos agrícolas como resultado del uso de plásticos. Sin embargo, existen algunos factores que los agricultores deben tener presente, por ejemplo, algunos reglamentos que permiten el uso de acolchado biodegradable siempre que los materiales utilizados en su fabricación tengan una base 100% biológica.

Para muchos productores agrícolas el principal inconveniente es el coste de fabricación de estos plásticos. Para conocer más sobre este tema te recomendamos leer cómo los plásticos biodegradables pueden ayudar a reducir el impacto ambiental.

Son diversos los factores involucrados en la biodegradación de un biopolímero y, para evaluar la efectividad de este tipo de plásticos, algunos laboratorios han realizado experimentos que van desde el diseño de su estructura química específica hasta el uso de gérmenes que facilitan el proceso de descomposición de esos films. Hay otros aspectos importantes, como la temperatura y los niveles de pH y humedad del subsuelo que pueden desencadenar y acelerar la degradación de estas películas de plástico. Para informarte sobre esto, te recomendamos: las ventajas, desventajas y diferentes aplicaciones de los plásticos biodegradables

Actualmente se están llevando a cabo esfuerzos que permitan recolectar y reciclar la mayor cantidad de plásticos agrícolas en todo el mundo, sin embargo, estos problemas podrían resolverse en un futuro próximo.

Si quieres conocer más sobre el mundo del reciclaje, sus ventajas e impacto a nivel mundial, el próximo año se realizará la sexta edición del Agricultural Plastics Recycling Conference and Trade Show, del 19 al 21 de agosto, en los espacios del Hyatt Regency Mission Bay Spa & Marina en San Diego, California, Estados Unidos. APRC es un foro de redes de la industria del reciclaje que logra reunir a recicladores de plástico, corredores, agricultores, encargados de viveros, fabricantes de plásticos agrícolas y funcionarios gubernamentales para discutir las soluciones para el relleno sanitario y la quema abierta de residuos de plásticos agrícolas.

¿Sirven los plásticos agrícolas sólo para un uso?

Aunque los plásticos agrícolas suelen estar diseñados para cubrir un uso específico, a veces, una vez que han cumplido su vida útil, algunos de ellos pueden volver a utilizarse para otros fines. Pensemos, por ejemplo, en un plástico de ensilado que puede reutilizarse para cubrir una pila de troncos de madera.

Sin embargo, el uso al que nos referimos aquí es el de recuperar los materiales una vez que han cumplido su ciclo de vida útil. Se trata de recuperar los plásticos agrícolas usados para integrarlos en procesos de reciclaje con el fin de darles una segunda vida.

De ahí la importancia de promover nuevas estrategias circulares que, a través de la recogida, clasificación, lavado y trituración, permitan reciclar los plásticos usados y puedan convertirlos en nuevos productos.

Esta es la única forma en que la agricultura y el uso extendido de los plásticos con todos sus beneficios, puedan ir de la mano y seguir siendo una actividad sostenible para las generaciones futuras.

A continuación, se enumeran algunos de los procedimientos de reciclaje que se están aplicando en la actualidad para recuperar el plástico usado y que se mencionan en la publicación “Los filmes plásticos en la producción agrícola”:

  • Reciclaje mediante procesos mecánicos

El reciclaje mecánico es un método industrial tradicional que utiliza el proceso de extrusión para producir material regranulado a partir de los residuos plásticos comunes. Es barato, a gran escala, sin disolventes y aplicable a muchos polímeros.

  • Reciclaje mediante procesos químicos

Aquí podemos encontrar varios métodos de recuperación que descomponen el plástico hasta el nivel molecular, que luego puede utilizarse para fabricar otros materiales. Algunos de los procedimientos más avanzados utilizados para reciclar plásticos, a través de procesos químicos, son la hidrogenación, el uso de disolventes, la degradación catalítica, la gasificación o la pirólisis.

La clave para que estas alternativas de recuperación tengan más éxito es promover campañas de concienciación sobre la importancia de la economía circular, no sólo entre las empresas de producción agrícola, sino también con los distribuidores, las cooperativas y toda la cadena de valor.

Por ejemplo, según información reflejada en el Taller de Plasticultura realizado en conjunto por la Universidad Earth y el Grupo Armando Alvarez, lo ideal es «desarrollar una red de recogidas efectivas de materiales plásticos usados para alcanzar las altas tasas (de reciclaje) que pretendemos. En Europa, la tasa media de recogida es superior al 65%, pero en algunos países de América Latina la tasa de recogida de material usado es muy baja. Por lo tanto, encontrar soluciones en conjunto, establecer compromisos ambientales con las autoridades locales, los distribuidores y otros fabricantes para que el modelo pueda funcionar correctamente es de suma importancia.»

¿Y las soluciones más eco-amigables?

Hoy en día, algunas empresas promueven soluciones cada vez más eco-amigables en cuanto al diseño de plásticos con cualidades sostenibles que puedan dar respuesta a un mercado cada vez más consciente de la importancia de cuidar y respetar el medio ambiente.

Empresas como el Grupo Armando Álvarez, a través de su plan de sostenibilidad GoCircularPlastics, ofrecen a sus clientes varias opciones para optimizar el uso de los plásticos de cultivo con films e hilos agrícolas totalmente reciclables, reutilizables, biodegradables o compostables.

Dentro de su gama de EcoSoluciones, además de promover un modelo de economía circular también buscan mejorar el ciclo de vida de los plásticos a través de procesos de producción cada vez más respetuosos con el medio ambiente, destacan las siguientes:

  • RECYCLED: productos que tienen un porcentaje de material reciclado integrado en su formulación. Contribuyen directamente a promover un modelo de economía circular. Los materiales reciclados, tras ser compuestos, pueden reintegrarse como nuevos recursos en nuevos plásticos, evitando que se conviertan en otro residuo que acabe en un vertedero.
  • OPTIMA: solución que abarca productos que se fabrican más finos o ligeros para mejorar sus prestaciones. Acaban siendo muy competitivos gracias a su mayor eficiencia, sus diseños más sostenibles y las continuas mejoras en la tecnología de los materiales.
  • BIO: son productos fabricados con biopolímeros adaptados para satisfacer diversas necesidades. Dentro de esta gama, hay productos de base biológica fabricados con materiales renovables o diseñados como materiales biodegradables, que pueden ser compostables.
  • ESSENTIAL: todos los films de polímero hechos de un solo material plástico para facilitar su reciclaje. El uso de films de un solo material, frente a los multimateriales, simplifica el proceso de reciclaje y, por tanto, aumenta los volúmenes de productos recuperados que pueden mantenerse en un sistema circular mejorando su huella de carbono.

También hay otras iniciativas como el «Programa de Reciclaje de Plásticos Agrícolas (RAPP) en el Estado de Nueva York». Este programa, financiado por el Departamento de Conservación Medioambiental del Estado de Nueva York, se encarga de desarrollar medios sostenibles para que los agricultores del Estado de Nueva York gestionen sus plásticos agrícolas usados mediante el reciclaje.

Se ha creado y promovido para mejorar el impacto de los plásticos agrícolas en el medio ambiente, proporcionándoles mejores medios de eliminación una vez que han cumplido su vida útil y así, convertirlos a través del reciclaje, en nuevas materias primas más sostenibles.

Para conocer otros casos de éxito en los que los plásticos se producen mediante procesos cada vez más eco-amigables y con materiales sostenibles para fomentar el cuidado del medio ambiente, recomendamos leer nuestro artículo sobre los plásticos agrícolas y su impacto en el éxito de los cultivos en Almería (España).

 

You Might Also Like...

No Comments

    Leave a Reply

    Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.