Anuncio

Seleccionar página

Ventajas de las bolsas de ensilado sobre el ensilado tradicional

Ventajas de las bolsas de ensilado sobre el ensilado tradicional

¿Cuáles son las mayores desventajas que los agricultores deben superar para que su negocio sea más rentable? ¿Cuáles son las ofertas en plásticos agrícolas disponibles en el mercado para la conservación de alimentos? ¿Qué ventajas tienen las bolsas de silo frente a sistemas como el Silo Búnker? Intentaremos responder estas y otras preguntas en este artículo.

Las bolsas de ensilado permiten al agricultor conservar y mantener la alimentación animal, ofreciendo una serie de ventajas sobre el ensilado tradicional, que se analizarán más adelante. En Argentina, se está iniciando la fabricación de las denominadas bolsas de ensilaje o bolsas de silos y, precisamente, allí se encuentra el 80% de la cuota de mercado mundial de este producto; el país también se destaca por su sector ganadero como uno de los mayores exportadores de carne de res en el mundo, reconocido por su calidad.

Uno de los mayores problemas para los agricultores es la limitada disponibilidad de forraje de calidad durante la estación seca del año, además de la disponibilidad de suelo y condiciones climáticas, entre otros factores. El forraje es la fuente más económica de alimento para el ganado y su disponibilidad está establecida por los tiempos de abundancia que coinciden con la temporada de lluvias y la escasez, que coincide con la temporada de sequía. Estos factores influyen en la disminución de la producción de leche, la pérdida de peso de los animales, el retraso en el crecimiento, el aumento de los costos de producción y darán como resultado un ingreso laboral más bajo.

Para superar estos inconvenientes, es necesario desarrollar estrategias para la conservación del forraje que favorezcan la disponibilidad de alimentos de buena calidad de forma permanente y a bajo costo durante el período crítico del año. Las bolsas de ensilado son una solución que está ganando más seguidores debido a su efectividad en la conservación de la alimentación animal, la flexibilidad para el almacenamiento y la reducción de costos en comparación con otros sistemas de ensilado.

¿Cómo son las bolsas de ensilaje?

Hay varias opciones en el mercado, pero en este caso, hablaremos sobre la tecnología de las bolsas de ensilaje de las compañías del Grupo Armando Álvarez fabricadas también en los Estados Unidos. Sus bolsas de silo, que se comercializan con el nombre de Green-Bag, son bolsas de dos colores, generalmente en blanco y negro, que se fabrican con tecnología de coextrusión multicapa, de hasta 7 capas y en diferentes grosores. El uso de la última tecnología para producir sus plásticos sería uno de sus principales valores diferenciales, ya que tener la capacidad de fabricar plásticos de hasta 7 capas permite la creación de formulaciones especiales al agregar aditivos que mejoran, por ejemplo, las propiedades mecánicas de los plásticos.

Estos términos pueden resultar algo confusos, es por ello que a continuación trataremos de explicar de una manera más detallada qué es la coextrusión de plástico como parte de la tecnología de las bolsas de ensilaje y para qué sirve.

Se trata de un proceso complejo el cual consiste en hacer pasar un material termoplástico a través de una extrusora, la cual le ejerce presión y temperatura con la finalidad de que el material adquiera un espesor determinado. Este espesor debe ser uniforme a lo largo de la lámina para garantizar una calidad a lo largo de la misma. De este modo, la coextrusión en láminas de plástico es lo mismo que decir extrusión multicapa, ya que permite hacer la combinación de varios polímeros con diferentes propiedades para lograr la creación de una estructura multicapa. A mayor número de capas, mejor estructura de producto y repartición de aditivos mayores por lo que podemos reforzar determinadas propiedades (rasgado, punzonado, tracción…) podremos tener en nuestra bolsa de ensilaje.

La tecnología de las bolsas de ensilaje les permite tener una capa blanca en el exterior, lo que provoca el reflejo de la mayor parte de la radiación solar , y una capa interior negra que impide la entrada de radiación y secado acelerado además de la posible aparición de hongos. Ambas capas reducirán la temperatura interna de la bolsa, lo que dará como resultado una temperatura equilibrada que aumentará la calidad nutricional del producto almacenado que es algo crítico cuando se trata de forraje animal.

Este tipo de bolsas es sin duda una de las alternativas existentes más viable y beneficiosa debido a que su utilización es relativamente fácil y no demanda una gran infraestructura ni costes elevados. Todo el proceso del llenado de la bolsa a pie de campo está automatizado y existen gran variedad de ofertas de máquinas a nivel internacional.

La técnica de almacenamiento con bolsas de ensilaje es fácil de aprender, ya que el llenado resulta bastante sencillo al no requerir una mano de obra especializada para llevar a cabo la labor. Además, la capacidad de las bolsas de ensilaje permite que se puedan almacenar grandes cantidades de alimento que pueden ir de 30 mil a un millón o más de bushels de granos como el trigo, la soja, cebada, maíz, girasol, arroz y canola, entre otros cultivos específicos de cada zona.

Esta tecnología de las bolsas de ensilaje permite conservar forraje en ausencia de oxígeno. La finalidad de este proceso es la de desencadenar, en la biomasa tratada, fermentaciones lácticas, reducción del pH, estabilidad en el olor y en la apariencia.

Capacidad de la bolsa de ensilado

Un aspecto importante es el hecho de que la técnica de almacenamiento de bolsas de ensilaje es fácil de aprender, ya que llenar la bolsa es bastante simple porque no requiere una mano de obra especializada para hacerlo. Además, la capacidad de las bolsas de ensilaje permite almacenar grandes cantidades de alimentos, que pueden ir desde 30 mil hasta un millón o más de fanegas de granos como el trigo, la soja, la cebada, el maíz, el girasol, el arroz y la colza, entre otros cultivos específicos de cada zona.

Ventajas del Green-Bag:

  • Excelentes propiedades mecánicas. Gran resistencia a los golpes y al impacto del dardo.
  • Temperatura adecuada para la optimización de la fermentación.
  • Pérdida mínima de nutrientes en la conservación del producto de ensilaje.
  • Su sello hermético evita que el forraje permita la proliferación de bacterias aerobias, moho e insectos.
  • La capa blanca exterior refleja la radiación solar y evita el calentamiento excesivo del forraje, evitando así las fermentaciones no deseadas. Ayudan al cambio de la fermentación láctica; su grado depende del contenido de azúcares fermentables y del nivel de anaerobiosis.
  • Tiene una permeabilidad al oxígeno muy baja, es una excelente barrera para el agua y el aire, así como para el escape de gases contaminantes.
  • Proporciona mayor calidad al forraje; cuando se ha realizado el proceso de preservación adecuado, presenta diferencias mínimas con el green-bag.
  • No presenta riesgo de incendio.
  • No sufre variaciones debido a los cambios climáticos, lo que brindará al productor más posibilidades de hacer reservas de forraje en áreas problemáticas.

Ventajas del Green-Bag frente al Búnker Silo:

  • La bolsa de silo Green-Bag es más flexible.
  • No es necesario construir un búnker, en este caso, el costo operativo estaría en la máquina para colocar el grano dentro de la bolsa. Sin embargo, la bolsa de ensilaje representa una solución más barata que el búnker de silo.
  • Le da al agricultor el poder de decisión debido a la capacidad de las bolsas de ensilaje para almacenar el producto.
  • Es muy versátil, ya que proporciona la libertad de almacenar alimentos en cualquier lugar.
  • Cada capa puede proporcionar una propiedad diferente al plástico, lo que se traduce en múltiples posibilidades para mejorar su calidad e incluso personalizarla según los requisitos específicos para el almacenamiento del forraje.

Otras aplicaciones para bolsas de ensilaje

Los usos de las bolsas de ensilaje son casi infinitos, ya que además de ser utilizadas para la conservación de forrajes, granos, entre otros, estas bolsas también pueden emplearse para: plantaciones de biogás, producción de compost, almacenamiento de subproductos industriales como los residuos de producción, pulpa de remolacha azucarera, etc.

Pero, ¿alguna vez te has preguntado cuál es la cantidad de ensilaje que debe ir en una bolsa de silo? La duda suele ser un tema común de conversación entre agricultores y productores y la realidad es que una manera de estimar la capacidad de las bolsas de ensilaje es calculando el volumen en la bolsa y multiplicarlo por su densidad.

Por ejemplo, cuando se utilizan bolsas que tienen una longitud completa, la longitud del ensilaje es la longitud de la bolsa menos la porción no utilizada necesaria para sellar cada extremo de la bolsa. De esta manera, la cantidad de materia seca dentro de la bolsa será el volumen multiplicado por la densidad de la materia seca. Hay que tomar en cuenta que la densidad de la materia seca podrá cambiar de una bolsa a otra y se basará en el tipo y ajuste de la máquina, así como en el tipo de forraje que se utilice.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.